El Museo del Vino de Málaga en Ojén

Museo del Vino de Malaga en Ojen

La asociación entre la elaboración de vinos y el turismo ha dado excelentes resultados aquí como en otros lugares del mundo; las rutas del vino en la provincia de Málaga nos permiten visitar bodegas que al mismo tiempo tienen comodidades hoteleras y tabernas típicas donde degustar las bebidas en un ambiente especial.

También se han creado Museos del Vino que podemos recorrer para aprender acerca de los orígenes de la producción de vinos, la evolución de la industria, el estilo de vida de los antiguos productores, todo esto acompañados por unas deliciosas copas que harán, si es posible, más agradable la excursión.

Desde estas páginas ya hemos visitado varios de estos Museos del Vino; hoy les invitamos a conocer la Vieja Destilería de Ojén. Es un edificio de fines del siglo XVIII en el que se fundó en 1830 la destilería de aguardientes o Anís de Ojén “Pedro Morales”, que funcionó hasta la segunda década del siglo XX.   Producía un aguardiente anisado de insuperable calidad que se transformó en el sinónimo del aguardiente, tanto que en esa época era común que las copas de aguardiente se pidiesen como “copitas de Ojén” y que se elaboraba en base a una receta secreta que se ha perdido en el tiempo.

La destilería, inmortalizada por Picasso en su obra “Bodegón Español” tuvo luego variados destinos, como ser la sede sindicato anarquista CNT, un cine y también un teatro por donde pasaron estrellas de la época como Antonio Molina, Dolores Abril o Juanito Valderrama; en 1976 se convirtió en discoteca, hasta que a fines de 1997 se restauró y se creó el Museo del Vino, revalorizando una construcción que es de las más singulares y bellas de la Costa del Sol.

Actualmente cuenta con 400m2 de exposición, divididos en cuatro salas donde se exhiben desde objetos e implementos antiguos hasta documentos sobre la historia de los vinos de Málaga.  La sala principal nos recibe con una selección de las distintas marcas de vinos de Málaga con sus envases originales -desde secos, hasta semidulces y dulces-, información sobre la historia de las distintas bodegas y las formas de elaboración, por supuesto con un sector dedicado a la antigua destilería.

En las otras salas se pueden encontrar productos típicos de la comarca como miel, pasas, aceite, higos, piezas de artesanía, cerámica y elementos antiguos de decoración.  A pocos metros del Museo del Vino hay un antiguo molino que también se puede visitar, donde nos ilustraremos acerca del mundo del aceite, completando la visita con degustaciones de ambos productos.  Se encuentra en C/Carreras, 39, Ojén.

Foto: Patronato de Turismo Costa del Sol

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Museos de Malaga


Deja tu comentario