La playa del Bajondillo, emblema de Torremolinos

playa del Bajondillo

Esta hermosa playa, que lleva el mismo nombre del barrio cuyas calles zigzagueantes bajan hasta el orilla desde la Torre de Pimentel, se encuentra al este de Torremolinos y combina excelentes servicios, hotelería, zonas de recreo y abundante vegetación.  La localidad se encuentra a sólo 14 Km. De Málaga y a 3 del Aeropuerto Internacional Pablo Ruiz Picasso, de manera que es muy fácil llegar; puedes hacerlo también en el tren de Cercanías o tomando la autovía de la Costa del Sol, la nueva Autopista del Sol o, por la antigua CN-340 bordeando la costa.

La playa del Bajondillo es la continuación de Playamar y Los Álamos y cuenta con un paseo marítimo que continúa el de la Carihuela; en esta parte de la costa, mucho más amplia y turística, se caracteriza por los numerosos chiringuitos y restaurantes que hay a pie de playa.

El ambiente nocturno es realmente excepcional en verano, con música, con gente, con diversión, y sobre todo, con el clásico pescaíto de Málaga, que tan rico está, bien fritito. Como se suele oír en muchos de ellos en Málaga cuando pides que te reciten los platos… calamares, calamaritos, chopos, chopitos, rosada ali oli, boqueroncitos, y con un poco de suerte, hasta chanquetitos. Ah, y cómo no, los clásicos espetos de sardinas.

Por otra parte, puede que te interesa saber que distintas investigaciones han puesto de relieve rastros de presencia humana de más de 150.000 años de antigüedad, además de otros del neolítico que demuestran que ya nuestros más remotos antepasados disfrutaron del excelente clima y abundante agua, alimentos y cobijo en la región. Además se han encontrado trazas de una calzada romana que unía Málaga y Cádiz, y de saladeros de pescado donde se producía el “garum”, una especie de salsa de pescado infaltable en la gastronomía romana. Por ésto, y por mucho más, ya desde mediados del siglo pasado, Torremolinos comienza a perfilarse como un destino turístico de preferencia hasta colocarse a la cabeza entre las peticiones en las agencias de viajes.

Otros lugares para visitar en Torremolinos:

– La Casa de los Navajas, curioso palacete en estilo neomudéjar de principios del siglo XX, caprichosamente decorado recordando los pabellones de la famosa Muestra Iberoamericana de Sevilla del año 1929;

– La calle San Miguel, vía comercial con identidad propia; la Torre de Pimentel;

– El Molino de Inca, el más antiguo del municipio, antiguamente dedicado a la molienda de cereales y actualmente un Jardín Botánico con estratégicos miradores.

Cosas para hacer en Torremolinos: se pueden practicar actividades deportivas en su Complejo polideportivo, con espacios para fútbol, tenis y padel cuyas instalaciones a menudo albergan equipos extranjeros que vienen a entrenar; disfrutar del célebre “pescaíto frito” en el paseo marítimo que conserva el estilo marinero.  Queda mucho en el tintero, como el Palacio de Congresos y Exposiciones y el Auditorio Príncipe de Asturias, modernas construcciones que fortalecen el desarrollo cultural de la ciudad.

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Playas de Malaga, Torremolinos


Deja tu comentario