El hotel Barceló Málaga, en la estación de tren

Hotel Barcelo Malaga

Ya hace cinco años que me marché de Málaga, mi tierra natal, pero aún así sigo volviendo cada dos meses para dar una vuelta y visitar a mi familia y amigos. Desde que dejara mi casa en Málaga, siempre que he vuelto he tenido que buscar un hotel cómodo y cercano al centro para pasar un par de días. Aún conociendo mi ciudad desde que nací, y por tanto, sus hoteles y prestaciones, me ha gustado ir cambiando, y después de hacer varias pruebas he de decir que uno de los que más me ha convencido ha sido este hotel Barceló Málaga, en la misma estación María Zambrano de Málaga.

Podría decir varias razones, pero principalmente, sopesando unas y otras, he de dar dos razones que justifican sobradamente esta opinión: en primer lugar el encontrarse en la misma estación central de tren de la ciudad (no hay otro hotel más cercano) y en segundo lugar por su relativa cercanía al centro.

El hecho de encontrarse en el edificio de la estación de tren facilita el transporte, no solo si tenemos pensado movernos por la costa Occidental (en dirección a Fuengirola) sino si queremos hacerlo a otras provincias pues esta estación es terminal AVE. Además, si llegáis en avión al aeropuerto, nada más sencillo que tomar el tren de cercanías en la parada del aeropuerto y bajarse en ésta de la capital. Solo tendremos que cargar con la maleta esos doscientos metros que separan las vías del tren de la entrada del hotel.

Ésta cercanía a la estación de tren me compensa el que su situación no esté tan céntrica en la ciudad como pueda estarlo el NH Hotel o el Málaga Palacio, por citaros alguno. Aún así, no es que esté lejos ni mucho menos, pues se encuentra a unos 15/20 a pie de la céntrica calle Larios, el corazón comercial de Málaga.

Como todos los hoteles de la cadena Barceló es éste un edificio moderno y ciertamente original que incluso cuenta con un tobogán que baja desde la primera planta hasta el hall, ideal para los niños. Su decoración es moderna y muy colorida y sus habitaciones bastante nuevas y bien cuidadas. Camas de matrimonio amplias y limpias y un baño al que pocos detalles le faltan, Quizás el único pero del hotel lo tiene el hecho de que algunas de sus habitaciones, en un exceso de modernismo, tienen una parte de las paredes del baño sea de cristal esmerilado, lo que hace que el baño pierda un poco de intimidad y que desde la cama pueda verse la silueta solamente de la bañera. Pero por lo demás, la habitación es perfecta, con una enorme fotografía de la ciudad de decoración, climatizador, minibar, una TV con pantalla de plasma, conexión Wifi gratis e incluso un sillón relax muy cómodo. Por su parte, el baño cuenta incluso con ducha / torre de hidromasaje, el mejor detalle para mi gusto de la habitación.

El desayuno es, sencillamente, fantástico. Muy completo y abundante y variado, con (para los que estén interesados) incluso máquinas Nesspreso para el café.

El hotel cuenta con servicios adicionales como gimnasio y sauna gratis, sala de convenciones y parking propio (aunque éste no va incluido en el precio).

Si buscáis un hotel cerca de la estación de tren, sin duda, éste es mi recomendado con un notable alto, casi raspando el sobresaliente.

Imprimir

Etiquetas:

Categorias: Hoteles de Malaga, Hoteles recomendados


Deja tu comentario